Los problemas de la teoría del valor-trabajo, la plusvalía y la explotación.

Lo primero de todo es enlazar una entrada en la Stanford Encyclopedia of Philosophy (SEP) titulada “Exploitation“. También un vídeo de Matt Zwolinski titulado “Exploitation and the psicólogos of moral judgment“. Como veo que tanto el vídeo como el documento son largos dejaré un pequeño artículo aquí. Pero lo anterior es mucho más importante.


THE LABOR VALUE THEORY

Ante la preocupación que me suscita que en pleno SXXI aún haya tanta gente que crea en la teoría del valor-trabajo o la plusvalía, he decidido subir una entrada con el fin de aclarar algunos mitos sobre el tema.

Creo que es muy importante desmentir esta teoría. El motivo es que uno no puede defender que la economía es una ciencia, tal y como hoy la entendemos, si cree en la LVT (por sus siglas en inglés).

Lo cierto es que es muy fácil desmontar esta teoría. Pero primero veamos que significa:

La teoría del valor-trabajo (LVT): es una teoría que considera que el valor de un bien o servicio se puede medir en la cantidad de trabajo que lleva incorporado.

Marx tomó prestada esta teoría de los economistas clásicos: Adam Smith en La riqueza de las naciones (1776), David Ricardo en sus Principios de economía política (1817) y John Stuart Mill en sus propios Principios de economía política (1848). El capital de Marx tan solo fue los últimos coletazos de esta teoría.

La LVT fue dominante en los textos de economía de la época hasta la llegada de la revolución marginalista de la mano de – Carl Menger, William Stanley Jevons y León Walras – los economistas neoclásicos.

Marx utilizó la LVT para explicar el proceso mediante el cual los capitalistas se apropian de las rentas de los trabajadores. Si el valor de un bien X viene determinado por el número de horas de trabajo Y necesarias para su producción, tiene sentido pensar que el trabajador (que ha invertido un número de horas Y para producir X) es el legítimo propietario de las rentas de su trabajo. De ahí se deriva la idea de la plusvalía. A saber, que no es justo que el capitalista se apropie de las rentas de sus trabajadores.

En realidad, La LVT está plagada de problemas.

  • Mala concepción del surgimiento del valor de los bienes y de los precios de mercado.

Lawrence White expone este problema de la siguiente forma:

El fallo más importante de la LVT es el supuesto de que el precio de un bien refleja algún rasgo intrínseco suyo, algo que adquiere durante el proceso de producción, más que algo que está en la mente del comprador. La teoría supone que el coste del input determina el precio de venta, en lugar de ser al contrario.

(…)

Un terreno fértil en estado natural no contiene ninguna cantidad de factor trabajo, y aún así posee un elevado valor. Una mala obra de arte puede haber exigido muchas horas de trabajo y al mismo tiempo poseer un valor escaso de mercado.

Hoy sabemos que son las valoraciones subjetivas del consumidor las que dotan de valor a un determinado bien. Y que es el valor de mercado del bien en cuestión el que a su vez determina el valor de los inputs empleados en el proceso de producción.

Jevons lo explica de una forma muy ilustrativa:

El valor del trabajo debe determinarse por medio del valor de lo producido, y no el valor del producto por medio del valor del trabajo.

El precio de un bien, no viene del número de horas de trabajo, viene de la cantidad que los consumidores están dispuestos a pagar por él. En este sentido, la LVT deja fuera de la ecuación cualquier variable cualitativa.

Así, la demanda y la escasez por sí solas son condición necesaria y suficiente para explicar las valoraciones subjetivas de los consumidores y la formación de precios, mientras que la LVT no constituye condición ni necesaria, ni suficiente.

El Modelo de Equilibrio General establece que los precios de mercado (bajo competencia) bienen determinados por el equilibrio entre la cantidad que cada comprador está dispuesto a pagar (willingness to pay) y la cantidad que cada vendedor está dispuesto a aceptar (willingness to accept). Pero, ¿Funciona este modelo? Vernon Smith, uno de los fundadores de la economía experimental, puso a prueba el modelo de oferta y demanda en el año 1956 con la esperanza de refutar el modelo. Sin embargo, Smith se sorprendió al comprobar que una y otra vez el modelo describía exactamente lo que pasaba. Hoy, este experimento se enseña en todas las facultades de economía. En el año 2002, Vernon Smith fue premiado con el Premio Nobel de Economía junto al psicólogo Daniel Kahneman.

Así, la microeconomía estudia casos particulares del modelo. Por ejemplo, ¿Que pasa cuando se introduce un impuesto o un subsidio? ¿Que efectos generan los monopolios? ¿Y si cambian las curvas de oferta y demanda?, etc. Para saber si la economía es una ciencia puedes hacer click (aquí), también recomiendo éste enlace.

  • Los salarios bienen determinados por oferta y la demanda de trabajo.

(Aunque ojo con utilizar un modelo tan simple)

Una vez desmontada la teoría del valor trabajo, podemos proceder a explicar los fallos intrínsecos de lo que Marx denominaba como la plusvalía (o plusvalor) y de la explotación.

Plusvalía: es la expresión monetaria del valor que el trabajador asalariado crea por encima del valor de su fuerza de trabajo y que se apropia gratuitamente el capitalista. Esto es, la expresión monetaria del plustrabajo.

Como ya hemos visto, el valor de un bien no viene de la cantidad de trabajo que se ha invertido en él. Aún así, muchos seguirán pensando que el propietario no aporta nada al proceso de producción y que el trabajador estaría siendo explotado hasta el punto de ser alienado.

Explotación: Utilización de una persona en beneficio propio de forma abusiva, especialmente haciéndola trabajar mucho y pagándole poco.

Alienación: Pérdida de la personalidad o de la identidad de una persona o de un colectivo.

¿Es esto así? Lo primero es aclarar que es posible que un trabajador no tenga plena autonomía, es posible que un trabajador pase por condiciones realmente duras. A nadie le gusta que estas cosas ocurran.

Sin embargo, fijémonos en como se determinan los salarios en el mercado laboral (aunque repito, importante mirar el enlace que encabeza la sección). Los salarios vienen determinados por la oferta y la demanda de trabajo, esta última a su vez depende de la productividad marginal del trabajador.

Hay que tener en cuenta la competencia entre los empresarios a la hora de contratar trabajadores. Es razonable asumir que si un empresario está obteniendo beneficios a costa de sus trabajadores, lo más probable es que otro empresario interesado en hacer negocio les pague salarios más altos hasta el punto en que estos igualen la productividad marginal del trabajador.

Así, para que los salarios aumenten es necesario que aumente la productividad de los trabajadores (capacidad de producción por unidad de trabajo), o que haya una reducción en la oferta de trabajo.

EXPLOTACIÓN EN EL TERCER MUNDO

Veamos que pasa en el Tercer Mundo. El motivo por el que los salarios de las personas que trabajan en países pobres son tan malos se podría deber a:

  • La baja productividad de los trabajadores. 
  • El gran stock de trabajadores poco cualificados.

Para solucionar esto podríamos tratar de invertir en capital humano para tratar de reducir el stock de trabajadores poco cualificados. Pero también podemos aumentar la inversión en capital. Las grandes empresas que invierten en estos países ponen el ahorro necesario.

explotación

  Cada país tiene su historia. En Corea del Sud, el gobierno tuvo un papel clave en el proceso de industrialización. La estrategia de Corea del Sud consistió en llevar a cabo una política de sustitución de importaciones y subsidios a las industrias exportadoras (en gran parte se le permitió gracias a las buenas relaciones con EEUU). Sin embargo, el mercado y los contratos también jugaron un papel esencial.

 Algunos de los países que hoy consideramos ricos, como EEUU o Inglaterra, han pasado por largos períodos de industrialización. En China, el crecimiento económico ha sido espectacular y en unas décadas han visto emerger a toda una clase media, haciendo salir de la pobreza absoluta a millones de personas. Lo que se observa es que muchos países escapan de la pobreza y lo que nos interesa es que éste período pase lo más rápido posible para llegar a una mejor situación. Así, no es recomendable acabar con este proceso si no se tiene una solución alternativa.

Por ello, aunque las condiciones de vida de las personas que trabajan en estos países sean desastrosas y aunque nos duela ver según que imágenes en los medios, es importante no cortar este proceso a no ser que exista un método alternativo para mejorar sus condiciones de vida.

Muchos clamarán que las grandes empresas deberían pagarles más aunque pierdan dinero. No obstante, hay que tener en cuenta que elevar los costes de las grandes empresas puede hacer que estas paralicen sus inversiones o que se muevan a otro país donde puedan contratar trabajadores más productivos por el mismo precio, por lo que contratarán a menos. Pensemos lo siguiente ¿Donde se necesitan mas personas para fabricar una guitarra, en España o en Camboya? Además, el hecho de que las grandes empresas paguen una mayor cantidad de dinero a sus proveedores por las mismas mercancías no tiene por qué traducirse de forma automática en un aumento en el salario de los trabajadores, cabe la posibilidad de que la empresa proveedora decida contratar a más o repartir beneficios.

Incluso Paul Krugman o Jeffrey Sachs reconocen que las críticas a la industrialización vienen de personas que simplemente no entienden el proceso y que de hecho hacen falta muchas más industrias de este tipo en el mundo.

f1

En la línea de J. Brennan (aquí), “no es conveniente acabar con la mejor de las opciones que tiene una persona a no ser que la puedas reemplazar por una opción mejor”. En el caso de los trabajadores de países como la India, vemos que:

– Antes de la llegada de las grandes industrias las opciones a elegir eran A o B.

– Después de la llegada de las grandes industrias las opciones a elegir son A, B o C.

 Pues bien, si un trabajador escoge C sobre A y B es más que razonable pensar que C es su mejor opción. Esto no significa que su vida sea completa o que sea perfectamente autónomo, ni siquiera que su vida sea digna bajo nuestros estándares, pero sin duda C es su mejor opción (al menos a nivel agregado) y no conviene deshacerse de C si no podemos ofrecer nada mejor a cambio.

 En general, la llegada de grandes empresas a estos países es un aumento del espectro de posibilidades a los ojos del trabajador. Es cierto que el trabajador no está perfectamente informado, pero es razonable pensar que conoce bastante bien las opciones que tiene a su alcance.

 Aún así, es verdad que cuando se firma un contrato de trabajo uno no detalla todos y cada uno de los términos. Por tanto, a la hora de firmar uno puede asumir implícitamente que el  trabajador espera que el suelo donde trabaja no se venga abajo. Por tanto, las empresas deben tener en cuenta las condiciones laborales de los trabajadores.

Otra forma de hacer que los salarios en los países pobres suba podría ser permitir que haya un flujo de inmigrantes. Si la oferta de trabajo cae, los salarios podrían subir, aunque esto último depende de muchas cosas. De todas formas, es un poco triste que el capital pueda traspasar las fronteras en busca de mano de obra barata y que a la vez los trabajadores no se pueden mover para negociar un mayor salario.

SALARIOS Y MERCADO LABORAL ESPAÑA

Veamos ahora el caso de España. Actualmente unos tenemos salarios tan bajos debido a que la productividad la productividad en los años del boom se estancó. La reforma que todavía tiene pendiente España pasa por reducir aún más los costes de despido y de contratación, origen de la actual dualidad del mercado laboral (insider-outsider). El contrato único, la flexiseguridad (modelo empleado por Dinamarca) o la liberalización del mercado laboral podrían ser una solución para el problema estructural de paro que tiene la economía española.

LA PLUSVALÍA

  • El papel del propietario de la empresa.

El propietario de cualquier negocio si tiene un papel importante:

a) Selecciona proyectos de inversión

b) Asume riesgos y pérdidas asociados a errores de planificación.

c) Ahorra parte de su remuneración  y la reinserte en la compañía

La remuneración del propietario de la empresa en concepto de estas funciones. Sin el role de la propiedad de los medios, los trabajadores deberían ahorrar parte de sus salarios e invertirlos en la empresa, seleccionar proyectos de inversión y jugarse se propio dinero.

Al final, el propietario de los medios de producción cede su propiedad al trabajador. Además, el trabajador tiene el incentivo de utilizar la propiedad ajena para maximizar su utilidad. En la medida de lo posible, el trabajador tratará de poner el mínimo esfuerzo en su tarea, es por ello que el propietario incurre en grandes costes (directivos) para descentralizar la toma de decisiones y las tareas de supervisión y así poder centrarse en las funciones citadas anteriormente.

Además, existen diversos tipos de remuneración y cada uno de estos incentiva de desigual forma al trabajador (Arruñada). No es lo mismo pagar un salario fijo que uno variable o mixto tampoco el salario es el mismo cuando el esfuerzo es o no es observable ni cuando hay o no hay una vinculación directa entre esfuerzo y ganancias.

  • No existe ningún motivo para pensar que las personas dejarán de aprovecharse de los demás bajo otro marco socioeconómico.

Las personas no solo se aprovechan de los demás en las sociedades capitalistas, la explotación también se puede articular a través de la política. En el mundo, hay personas que son crueles y que siempre intentarán aprovecharse de los demás.

La economía nos enseña que los recursos (medios) son limitados. Sin embargo, los fines humanos no lo son. La propiedad privada asigna medios escasos a fines diversos. Bajo la planificación central es un comité el que decide como asignar medios escasos a fines diversos. Sin embargo ¿Conoce el comité las preferencias de todos y cada uno de los ciudadanos que habitan en el territorio? Los resultados de la economía experimental nos dicen que no.

 

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s